Maduras

Patri y Daniela son unas cachondas maduras que se conservan estupendamente. Tanto es así que parecen mucho más jóvenes de lo que verdaderamente son. Después de estar durante años trabajando con su jefe, no dudaron en hacerle una sorpresa el día de su 40 cumpleaños: follar y hacer un trío de lo más sensual, en el que no pararon de tener orgasmos.